¿Strauss, cual de ellos?

Hace bastantes años, aún siendo un crío vi una película titulada 2001: Una odisea del espacio. Confieso que aquella primera vez se me hizo larga, lenta e incomprensible. Carecía por completo de la acción y las aventuras que anhela todo muchacho.
Sin embargo algunas imágenes acompañadas de una excepcional música me quedaron grabadas para siempre.
Toda la música es de Strauss, chico me dijeron. Y ahí empezó un gran misterio para mi.

 

 

 

 

La película empieza con una música impresionante, grandiosa, solemne, única. Anuncia sin duda la llegada de algo inmenso, mucho mayor que cualquier insignificante ser humano.

2001: Una odisea del espacio – Inicio

 

Más tarde empieza a sonar el… ¿Danubio azul? ¿En una película de marcianos?
Había oído el Danubio azul un montón de veces hasta el punto de que me parecía una música de lo más trivial. Pero cuando vi aquella estación espacial danzando al son de aquel vals fue como volver a oírla por primera vez.

 

2001: Una odisea del espacio – Escena de la estación espacial y el Danubio azul

 

Alguien me dijo entonces que toda la música era de Strauss y yo no podía salir de mi asombro. No me cabía en la cabeza que la misma persona que había escrito el Danubio azul fuera el autor de las otras piezas de la película. Mi admiración por el Sr. Strauss se hizo aún mayor.
Tuvieron que pasar unos años para descubrir que en realidad la música era de Strauss, pero no del mismo Strauss ya que a lo largo de la historia han habido diferentes compositores célebres con ese apellido.

De modo que llegó el momento de poner un poco de orden y presentar a todos estos personajes.

Johann Strauss

Johann Strauss

El primero en aparecer en escena es Johann Strauss, que nació en Viena el 14 de marzo de 1804.
Tuvo una infancia un tanto complicada al perder muy joven primero a su madre y después a su padre, pasando a hacerse cargo la segunda esposa de su padre y por tanto madrastra. Dicha mujer le procuró la enseñanza de un oficio al tiempo que también le permitió tomar lecciones de música.
Parece que al joven Johann le interesaba más la música que otros oficios por lo que empezó a trabajar en orquestas locales hasta que conoció a Josef Lanner, quien tenía un cuarteto de cuerdas muy popular en aquel momento y que se dedicaba a tocar música de baile. Strauss se unió al grupo de Lanner y con el tiempo el cuarteto pasó a ser una orquesta de cuerdas.
Johann siguió aumentando su peso específico en la orquesta hasta llegar a ser el director adjunto de la misma, cargo que le obligaba a dirigir la orquesta en ausencia de Lanner.
La orquesta de Lanner tuvo tanto éxito que incluso se creó una orquesta adicional más pequeña al cargo de Johann Strauss.
No tardó en darse cuenta que él era capaz de componer iguales o mejores piezas que Lanner por lo que finalmente decidió ser dueño de su destino creando su propia orquesta con la que tocaría sus propios temas.
Nació entonces una gran rivalidad musical entre ambas orquestas y compositores, obligando a ambos a dar el máximo para estar a la altura del oponente.
Johann fue depurando su estilo y con ello fue convirtiendo un baile popular como era el vals en la danza preferida de todos los salones de baile de Viena. No es extraño pues que a Johann se le considere el padre del vals vienés.

 

Johann Strauss – Ball-racketen walzer

 

También fue padre de tres muchachos: Johann, Josef y Eduard, ninguno de los cuales se supone que debían ser músicos, ya que su padre estaba completamente en contra de ello. Sin embargo el destino no siempre coincide con los deseos paternales y lo cierto es que su hijo Johann acabó por eclipsarle completamente hasta el punto que hoy en día todos conocemos sus valses y apenas conocemos alguno de su padre.
Actualmente la pieza más conocida de nuestro primer Strauss es la Marcha Radetzky.

 

Johann Strauss – Marcha de Radetzky

 

Johann Strauss (hijo)

Johann Strauss (fill)

Así pues nuestro segundo Strauss es el hijo del primero: Johann Straus II o Johan Strauss hijo. Nacido también en Austria, concretamente el 25 de Octubre de 1825 tampoco tuvo unos comienzos muy fáciles al tener a su padre en contra de su decisión de ser músico. La sombra de su padre alcanzaba todos los rincones por los que él se intentaba mover. Intentó formar una pequeña orquesta propia con mucho esfuerzo y dificultades ya que por miedo a las represalias de su padre los empresarios eran reacios a contratarlo para tocar en sus salones. Poco a poco consiguió avanzar en su propósito y finalmente pudo debutar en el Casino Dommayer. A su padre esto no le sentó nada bien y desde entonces siempre se negó a volver a tocar en ese lugar. La prensa tampoco ayudó mucho a mejorar las relaciones entre ambos al fustigar su rivalidad.
Con el tiempo fue afianzando su posición y ganando prestigio. Cuando su padre murió en el año 1849 decidió unir ambas orquestas pasando a tomar el control del negocio familiar.
Johann mejoró la estructura de los valses y gracias a su talento los convirtió en un fenómeno social. La mayoría de los valses que conocéis sin duda son obra de este hombre.

 

Johann Strauss II – Vals del emperador

 

De todos ellos probablemente El bello Danubio azul sea el mas célebre.
Curiosamente su estreno no fue precisamente un éxito. Fue un encargo de Johann von Herbeck, el cual estaba al frente de un coro y quería renovar su repertorio con alguna pieza alegre. Es por ello que el vals inicialmente incluía un coro de voces.
Se interpretó por primera vez en 1867 y tal como comentaba aunque fue bien recibido no causó precisamente mucho entusiasmo, cosa que sorprendió y enojó un poco a su autor.
Pero todo cambió cuando Strauss viajó a París el verano del mismo año a consecuencia de la exposición universal y dirigió allí él mismo su interpretación esta vez sin el coro. El éxito fue instantáneo y se desató la locura por el nuevo vals.
Por aquel entonces, a falta de grabaciones fonográficas el modo más común de divulgar una pieza musical era publicando su partitura. Para ello se utilizaban unas planchas de cobre en las que se grababa la partitura que se quería imprimir. Luego la imprenta se encargaba de pasar la partitura al papel.
Estas planchas de cobre debido al desgaste habitualmente permitían imprimir unas 10.000 copias de una partitura. Esta cantidad normalmente era más que suficiente para la edición de cualquier obra musical. Sin embargo en el caso del Danubio azul se necesitaron utilizar hasta cien planchas de cobre para poder imprimir el millón de ejemplares que se publicaron del vals durante las primeras semanas de aquel verano de 1867
Esto hizo aun más grande la fama de Strauss y motivó que aumentara el número de giras, conciertos y actuaciones por doquier. Empezó a tener tantos y tantos compromisos que ya no tenía tiempo de componer. Además su salud empezó a flaquear y en ocasiones no podía mantener constante un ritmo de vida tan trepidante.
Esa fue la excusa que permitió a Johann involucrar a sus hermanos en el mundo de la música.

 

Johann II / Josef Strauss – Pizzicato polka

 

Josef Strauss

Josef Strauss

Josef Strauss nació en 1827 y era el hermano mediano. No tenía ningún interés en la música por lo que decidió estudiar ingeniería y trabajar luego de aparejador. El delicado estado de salud de su hermano mayor le obligó a sustituirle temporalmente en la dirección de su orquesta. Empezó a estudiar música y una cosa llevó a la otra y terminó componiendo también sus propias piezas.

 

 

Josef Strauss – Moulinet polka

 

 

Eduard Strauss

Eduard Strauss

Eduard Strauss, el hermano pequeño tampoco se quiso quedar fuera de la música. Nació en Viena en 1835 y lo cierto es que fue más célebre como director de orquesta que como compositor. Se hizo cargo de la orquesta Strauss al morir sus hermanos y siguió al frente de ella hasta el año 1901, momento en el que disolvió la orquesta y se retiró.
Aunque este no es el final de la saga ya que Eduard tuvo un hijo al que llamaron Johann Strauss III.

 

 

Eduard Strauss – Bahn frei! polka

 

 

Johann Strauss III

Johann Strauss III

Johann Strauss III, hijo de Eduard Strauss, sobrino de Johann Strauss hijo y nieto de Johan Strauss. Nacido en 1866 y con semejantes ancestros era difícil que no terminara por dedicarse también a la música. Al igual que su padre fue más importante su labor como director de orquesta que como compositor. Pero bueno, era un Strauss y se merece aparecer en esta lista.

 

 

 

 

Richard Strauss

Richard Strauss

Dos años antes del nacimiento de nuestro anterior personaje nace en Munich Richard Strauss. El otro Strauss como lo llaman algunos.
Richard no tiene ninguna relación con todos los otros Strauss que os he presentado. Lo único que tienen en común es el apellido, sin que ello implique ningún parentesco, al menos cercano.
Richard Strauss es el autor del imponente inicio de la película 2001: una odisea en el espacio. En realidad la pieza forma parte de un poema musical titulado ‘Also Sprach Zarathustra‘ que compuso en 1896.
A pesar de no tener relación con los Strauss vieneses, Richard nació en el seno de una familia repleta de músicos. Su padre sin ir más lejos era solista de trompa en la Opera de la corte de Munich. De modo que recibió educación musical desde muy joven. Empezó por el piano a los 4 años con su madre como profesora. A los siete fue su tío quien le dio clases de violín. Siendo adolescente empezó a aprender el arte de la dirección orquestal y a los 17 años estrenó su primera sinfonía.
Su música inicialmente estaba influenciada por el romanticismo, que ya estaba dando sus últimos coletazos antes de la llegada del impresionismo y la música del siglo XX.
Al contrario que los otros Strauss se concentró más en la composición de poemas sinfónicos como ya se ha mencionado antes y también operas.
En 1905 estrenó su ópera Salomé, la cual trajo mucho revuelo y controversia por el lenguaje musical excesivamente disonante y vanguardista para el gusto de muchos aficionados a la ópera de aquella época.
Richard no se dejó influir por las críticas y compuso una nueva ópera llamada Electra donde aun forzaba más las disonancias. Hoy en día ambas óperas forman parte del repertorio de los teatros más prestigiosos del mundo.
Sin embargo a partir de este punto el compositor parece que echó la vista atrás y empezó a componer obras de corte mucho más clásico, imitando o recreando estilos de movimientos y compositores del pasado.
Un ejemplo de ello podría ser la ópera El caballero de la rosa, donde Strauss crea a modo de homenaje una obra a imagen y semejanza de las grandes óperas de Mozart. El resultado es una ópera creada en pleno siglo XX con la sonoridad y las maneras de una obra del siglo XVIII.

 

El caballero de la rosa – Escena final

 

A pesar de esta mirada atrás Richard Strauss nunca perdió su sello personal, fue una gran influencia en los compositores del siglo XX y se le considera uno de los grandes de dicho siglo. Algunos críticos afirman que en realidad el otro Strauss no debería ser él sino el rey de los valses.
Puede que Richard Strauss fuera consciente de esta relación que se produjo entre ambos a causa de su apellido común. De ser así no parece que le molestara lo más mínimo. En realidad en su ópera El caballero de la rosa incluyó un vals en homenaje al otro Strauss.
Ah, y no toda la música de la película es de un Strauss, pero de eso ya hablaremos otro día.

 

El caballero de la rosa – Vals

 

Esta entrada fue publicada en Historia y etiquetada , , , , , , , , , , , . Guarda el enlace permanente.

9 respuestas a ¿Strauss, cual de ellos?

  1. Martín dijo:

    Gracias por tomarte el trabajo de aclararlo todo tan bien. Felicitaciones!

  2. Gracias Joan, interesante explicación, un estilo fresco de explicar a la Dinastia Strauss y al “otro” saludos

  3. eugenio dijo:

    Muchas gracias por la explicacion y por aclarar mis dudas.

  4. CARMEN S.S. dijo:

    Gracias por la explicación tan detallada no sabía que existieran varios strahus

  5. Maite dijo:

    Muchas gracias por esta explicación tan clara sobre los Strauss.
    Maite
    J

  6. Wolf Fainsilber dijo:

    B”H
    ¡Gracias por tu excelente aportación! También yo sabía que hubo varios compositores con el mismo apellido “Strauss” (como quiera que se escriba). Pero tu valiosa disertación es clara y no deja lugar a dudas de quien es quien.

  7. Clara. dijo:

    Gracias por tan maravilloso aporte

  8. axel nilsson dijo:

    Gracias, Strauss Cual de ellos, sabia que los Strauss eran varios pues siempre he ecuchado su musica,por radio naciobal Argentina Sodre Uruguay Discos de pasta, cassetes de cinta, y ultimamente CD(DVD, naci en 11933 julioy mi padre tambien los escuchaba, sin hacer diferennacias, todos son; en su estilo y epoca, muy buenos.= muchisimas gracias por tu aporte Axel Nilsson

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos necesarios están marcados *